Entrevista a Natalia Pedrajas, Fundadora de APEC

“Sé el cambio que quieres ver en el mundo” No se me ocurre mejor manera que presentaros a esta increíble emprendedora que con esta frase de Ghandi que ella misma tomó por bandera hace 8 años, cuando, tras terminar sus estudios universitarios y toparse con la cruda realidad laboral, se dio cuenta que algo no encajaba bien.

“Teníamos una profesión muy estigmatizada, porque los psicólogos eran para los locos, y no podíamos ayudar a las personas como realmente nosotros queríamos.”

A raíz de esta tremenda frustración, Natalia decidió tomar cartas en el asunto y buscar la solución que tanto anhelaba. Y así fue como en 2010 creó APEC (Apoyo psicológico en casa), una empresa social de psicólogos a domicilio que nace para romper los muros entre las personas y estos profesionales, haciéndolo más accesible y económico.

A día de hoy ya han ayudado a más de 4000 personas, cuentan con un equipo que supera los 200 profesionales y tienen planes de expansión nacional e internacional, ¡el futuro pinta muy prometedor para esta joven empresa!

Pero llegar hasta este punto no ha sido una tarea ni corta ni sencilla; más bien ha sido un proceso de prueba y error, en donde pasito a pasito ha ido aprendiendo, conectándose con otros profesionales, y creciendo orgánicamente.

“Mis primeros años y mis primeros pasos fueron de acierto y error, y sobretodo unos pasos lentos cerca del mundo del emprendimiento y de las personas que estaban ya en ese mundo.”

Natalia ha tenido que superar grandes obstáculos, entre los que destaca el creer en sí misma y emprender sin inversión inicial, con una incertidumbre económica constante. Pero todo esto ya es agua pasada, y con esta entrevista Natalia ha querido ayudar a todos aquellos que os sentís insatisfechos con vuestra situación actual y queráis cambiar el rumbo de vuestra vida.

¡Esta entrevista no tiene desperdicio! Te recomiendo vayas a algún sitio tranquilo, cojas papel y boli (seguro que querrás anotar algunos de los muchos aprendizajes, frases motivadoras y consejos de Natalia) y disfrutes mucho tu ratito con esta increíble psicóloga y emprendedora.

(0:45-3:00) ¿Qué pasos tuviste que dar al principio para poner tu proyecto en marcha?

Lo que me inspiró y me sigue motivando a día de hoy, para que la idea se transforme en empresa, y finalmente la empresa se convierta en tu modo de vida, de cómo quieres relacionarte con el mundo a través del emprendimiento, fue una enorme frustración que tenía en mi. Os cuento.

Yo soy psicóloga, terminé la carrera, y lo que veía era una enorme separación entre la psicología y la ayuda a la sociedad. Teníamos una profesión muy estigmatizada, porque los psicólogos eran para los locos, y no podíamos ayudar a las personas como realmente nosotros queríamos, desde las instituciones donde se nos permite.

Por ejemplo, en la sanidad pública hay muy poquitos psicólogos, y para poder llegar al psicólogo, antes tienes que ir al médico de cabecera, antes tienes que ir al psiquiatra, y es muy complicado acceder al psicólogo, lo que hace que para el psicólogo también sea muy difícil acceder a las personas.

En la sanidad semi-privada y semi-publica, las aseguradoras tenemos mucho trabajo que hacer porque muy pocas consultas se hacen con un horario adecuado, en el sentido que yo tenía entre 20 y 30 minutos para atender a todos los pacientes cuando trabajaba para una aseguradora, y solamente podía atenderlos entre 15 y 20 sesiones, entonces hacía que la logística que estaba alrededor de la psicología fuera ciertamente inaccesible y no funcionaba bien.

Y por último, en la sanidad privada los precios tienden a ser bastante altos para que no todo el mundo se lo pudiera permitir.

Así que en estas frustraciones cuando salí de la carrera y me topé directamente con el mercado laboral, dije “tengo que solucionar algo, y tengo que aportar mi grano de arena para que la psicología fuera más accesible”

Así nació Apoyo psicológico en casa, psicólogos que van a domicilio, por lo tanto la accesibilidad es máxima, una empresa social que baja todo lo que puede los precios por consulta, pero por supuesto sin desprestigiar al psicólogo, y sabiendo que el psicólogo está remunerado correctamente y además está comprometido con la misión social, y por supuesto haciendo una gran comunidad donde psicólogos y donde personas puedan trabajar con una psicología menos estigmatizada.

¡Eso es lo que me inspiró, y lo que me sigue motivando a día de hoy, para crear mi empresa y hacerla cada vez más útil para todos!

(3:00-4:50)¿Qué pasos tuviste que dar al principio para poner tu proyecto en marcha?

Mis primeros pasos eran como pasos de hormiga, muy lentos, no sabía muy bien que terrero estaba pisando…

Había salido de la psicología y me consideraba una buena psicóloga, pero de repente me había topado con el emprendimiento y no sabía absolutamente nada. Así que mis primeros años y mis primeros pasos fueron de acierto y error, y sobretodo unos pasos lentos cerca del mundo del emprendimiento y de las personas que estaban ya en ese mundo. Entonces hice un nuevo networking, hice nuevos amigos que estaban rodeados de un mundo empresarial y un lenguaje empresarial que para mí era absolutamente desconocido.

Mis primeros pasos eran: comprobar la idea, y comprobarla a un nivel mínimo, es decir, un mínimo producto viable donde nadie está haciendo psicología a domicilio tal como yo me lo estoy planteando, no conozco a nadie entonces yo voy a probar a ver si esto funciona. Y cuando funciona voy a seguir progresando. Y después, cuando vas progresando, se lo vas contando a gente y vas haciendo un equipo, y estas cosas van creciendo de una manera orgánica maravillosa.

Es un crecimiento lento. No hice rondas de financiación, no hice pasos arriesgados (hace 8 años, ahora quizá sí los haría), pero mis pasos fueron de hormiga, creando impacto a mi alrededor, y así me voy haciendo más grande.

Por supuesto acompañado de cursos, de presentación a premios de emprendimiento, de dar clases, y no sólo con plataformas de pago, hay un montón de empresas, de organizaciones, de instituciones, que ofrecen formaciones de emprendimiento gratuitas, y que de todas esas (por lo menos al principio) te viene muy bien para ir adquiriendo un lenguaje, unos conceptos, y a ir dando pasos con conocimiento de causa.

Esos fueron mis primeros pasos: comprobar mi idea, y meterme dentro de un mundo del emprendimiento que no era el mío, y metiéndome a través de la formación, a través de los premios, y a través del networking, conociendo otras personas distintas a mí que me aportaban otras ideas que yo quería incorporar.

(4:50-8:05) ¿Cuál ha sido la manera más efectiva para dar a conocer tu negocio y atraer nuevos clientes?

Las formas principales en las que nosotros hemos captado clientes y nos hemos ganado su confianza han sido dos, y han tenido distinta importancia en la historia de la empresa.

La primera a la que recurrimos, utilizamos, y funciona muy bien, es la de prescriptores. Aquellos profesionales que están en contacto con las personas que tienen dificultades, que a lo mejor no pueden ayudarles del todo y entonces te recomiendan para que les ayudes.

En el caso de una empresa de psicología como la mía, los prescriptores son las personas que están cerca de las personas con problemas, entonces tenemos educadores de colegios, médicos, psiquiatras, educadores sociales. Hay muchísimos profesionales que en esta sociedad se dedican a ayudarnos a que estemos mejor, pero que no pueden hacerlo todo ellos, y necesitan recomendarte, en este caso un profesional de la psicología, para que trabajes tu mente, tus comportamientos, tus conductas, tus sentimientos.

Entonces, por un lado, la figura de prescriptor fue muy importante al principio, sobretodo porque a un prescriptor si le ganas desde el principio, y le muestras que haces bien tu trabajo, es un prescriptor que dura para toda la vida laboral, y que dura mucho en la empresa.

Son personas que no se les paga, que lo están haciendo porque ayudan a la sociedad, y además están ayudando a la gente que probablemente sean sus clientes.

¡Bien! La segunda opciones en esta era que estamos viviendo son las redes sociales, y si es verdad que las redes sociales antes estuvieron más ligadas al ocio y las amistades, ahora mismo sabemos que las redes sociales se han convertido en redes profesionales. A través de las RRSS nos hemos podido comunicar con diversas personas, sobre todo a través de la expansión nacional, cosa que es muy importante para tener una base de datos de gente adecuada que quiere trabajarse a ellas mismas, a ellos mismos, y quiere trabajarse en su bienestar personal, su bienestar profesional, ¡su bienestar integral!

Entonces las RRS nos han ayudado a comunicar cómo la psicología, y acordaros también del otro objetivo tan motivador que es que se se desestigmatizara, cómo la psicología podía ayudar a las personas.

Prescriptores y RRSS sin duda las diferenciaría con respecto a un montón de campañas de marketing o campañas de publicidad que hemos podido hacer en medios de comunicación, entrevistas de prensa digitales, que nos han servido pero que se diferencian fundamentalmente estas por más que una difusión no es una captación de clientes como estas dos que os he dicho.

(8:05-13:30)¿A qué retos te has enfrentado en tu trayectoria como emprendedora y cómo los has superado?

Estoy al cien por cien convencida que todas tenemos los mismos obstáculos y retos por superar, y por eso es tan importante compartirlos.

1.Mi primer obstáculo (comparto esto siempre en las sesiones de charlas y entrevistas que me hacen), es que la primera que tenía que creer en mí misma era yo misma ¡y eso es muy duro!

Es muy duro saber que tú eres la primera que crees en ti, y que no hay nadie que te esté respaldando, por lo menos al inicio, sino que tú con tu idea, con tu proyecto, con tus frustraciones, con los pasitos que vas dando, estás sola en el emprendimiento, como fundadora de algo estás sola.

En el momento en el que te abres, empiezas a contar tu idea, pierdes el miedo a que te juzguen y pierdes el miedo al fracaso que pueda suceder o a equivocarte, entonces empiezas a ver que muchas otras personas van creyendo en ti, y yo no podría haber llegado al punto donde he llegado si no fuera porque hay otras personas a mi alrededor que me sujetan.

Así que ese obstáculo de creer en ti misma tiene una solución:

primero es un trabajo personal muy fuerte, sobre cuáles son tus valores, creencias y fortalezas, y cómo tienes tu autoestima personas y profesional.

Eso hay que trabajarlo, y es un trabajo individual y propio de cada uno.

Y acompañado de eso viene justamente la solución. Es decir, necesitamos una red, necesitamos una red de mujeres empresariales, necesitas una red dentro de tu sector, necesitas un netoworking en el que apoyarte y en el que aprender los unos de los otros.

Ese fue sin duda mi reto, y la manera en la que yo lo solucioné en las primeras etapas de mi vida emprendedora.

2.El segundo obstáculo que me he encontrado es la financiación.

No es lo mismo montar un modelo de negocio y una empresa cuando tienes financiación o cuando partes de un modelo de inversión, a cuando dando pasito a pasito, y tus clientes son los primeros recursos económicos que tú tienes para ir avanzando. Aquí hay que hacerse un planteamiento de base, y es: ¿cuánto tiempo puedo resistir cobrando lo mínimo, poquito a poquito, sobreviviendo, para que eso luego traiga unos frutos y pueda vivir de eso el resto de mi vida como una opción laboral? es decir,

¿cuánto tiempo puedo estar en una situación de incertidumbre económica?

De no saber cómo vas a llegar a fin de mes, de no saber cómo va a ir este año, de mirar las cuentas de este año y no saber muy bien la estabilidad económica que tengo.

La incertidumbre económica nos juega muy malas pasadas en las decisiones económicas que tenemos que hacer, porque hay veces que tomamos las decisiones de una forma económica, y otras veces las tomamos desde una visión más romántica de lo que es el emprendimieto.

Entonces, estar condicionadas por una necesidad económica es algo bastante difícil de superar ¡pero no imposible! Y nuevamente, al final, siempre te encuentra recursos y personas que te ayudan a superar este obstáculo de la financiación.

Una vez sabes cuánto dinero puedes invertir, y cuánto dinero puedes dejar de ganar en un año para resistir, y para estar a gusto en esa incertidumbre y en esa inestabilidad económica, el siguiente paso que te va a pedir la empresa es que sea auto-sostenible, que sea autofinanciada, y que realmente puedas ganar de tus propios clientes sin tener que recurrir a otros medios de financiación como pueden ser préstamos o inversiones.

En cualquier caso esto es siempre una opción. No está mal empezar por unos préstamos o unos inversores cuando estás en tu proyecto empresarial, si esa es la forma en la que quieres hacer el emprendimiento. Entonces, una de las maneras en las que tomas decisiones sobre la financiación y de los recursos económicos de tu empresa es qué tipo de emprendimiento quieres hacer. Si quieres hacer un emprendimiento donde tus esfuerzos van encaminados a ganar el dinero de tus propios clientes, algo auto-financiado, o si realmente lo que quieres hacer es empezar con una inversión económica y con un préstamo económico, para a partir de ahí poner una base a tu negocio, y luego de ahí ganar por la venta de productos o servicios que tengas.

Entonces en nuestro caso, para que te sirva nuestra historia, nosotros lo que hicimos fue auto-financiarnos de principio a fin, durante estos primeros 4 o 5 años de empresa

Es decir, todo lo que ganábamos de nuestros clientes lo reinvertíamos nuevamente. Pero no llegábamos nunca a tener la necesidad económica, ni personal, ni de la empresa, para pedir un préstamo para meternos en una ronda de financiación.

¡Ahora bien! La vida de la empresa da muchas vueltas, y ahora mismo sí que estamos en un punto de expansión nacional e internacional donde recurrimos a préstamos económicos y financiaciones de terceros, ¡pero estamos en otro punto! No empezamos por ahí. Claro, la vida de cada empresa es distinta, los obstáculos de cada emprendedor son distintos, pero sí que es verdad que, por un lado la creencia en una misma, y por otro lado la estabilidad económica, son dos obstáculos que yo tuve que superar y que superé de esta forma. ¡Así que ánimo en los vuestros, y pedir ayuda!

(13:30-15:39) ¿Qué consejo le darías a otras mujeres emprendedoras?

La responsabilidad de dar un consejo es muy alta, así que voy a dar el consejo que me aplico a mí misma, día tras día:

No estás sola. Hay comunidades de networking, hay grupos de personas, hay gente a tu alrededor, que si bien no es la gente de toda la vida, no es la cercana, puedes expandirte y hacer nuevas relaciones interpersonales y nuevas relaciones de amistad, y de amistad profesional, que te ayuden en ese camino emprendedor.

Esto no significa que tienes que emprender con alguien, que te hagas socia de alguien, que directamente empieces a montar algo con un grupo de personas, no. No pasa nada por estar solas, por emprender nuestro camino en solitario, por seguir nuestra inercia positiva, por creer en nuestra idea, creer en nosotras mismas, ir pasito a pasito… ¡no pasa nada por crear un emprendimiento en solitario!

Pero crear una empresa sola no significa estar sola en el mundo empresarial

Y este es uno de los aprendizajes y consejos que me di a mí misma, ¡y que vi que funcionaba!

Tienes una red de networking, puede que no sean tus clientes o tus proveedores, puede que nunca consigas establecer una red profesional con alguna de estas personas, ¡pero es tu red! Es la gente que te apoya, que está ahí para darte consejos, para aprenderlos los unos de los otros, para que tú les ayudes a ellos, esto es una relación de interdependencia, ¡y también para las mujeres! Es decir, estamos dentro de una red, en este caso, de mujeres emprendedoras.

Así que, por favor utilicemos las redes que tenemos, y luego cada una en su negocio (si tienes socias, si no tienes socias) pues es cómo ha llegado a esa situación. Es verdad, emprender con una socia, o con un socio, o con varios es completamente distinto a hacer un emprendimiento en solitario, pero no creo que sea uno mejor que otro, es simplemente distinto. Ahora bien, nunca os convirtáis en unos emprendedores solitarios que no se rodean de una comunidad de gente buena, a nivel profesional, y de gente buena a nivel personal también. Tiene que ser gente con corazón y cabeza, porque no se puede ser buen profesional, si antes no se es buena persona.

(15:39-16:00) ¿Tienes algún truco/hábito/rutina que te ayude a mantener un buen equilibrio entre tu vida profesional y personal?

Mi truco: cuida tu mente, tus ideas, y todas las preciosidades que tienes en tu cabeza que quieres poner en marcha ya cuidando tu cuerpo.

No te olvides que somos mente y cuerpo, de que estamos relacionados, y cuanto mejor esté tu cuerpo a nivel de salud física, también va a repercutir muchísimo en tu mente y en tus ideas profesionales.

(16:00-16:36) Háblanos de algún hábito que te ayude a ser productiva y dar lo mejor de ti a diario

Lo cierto es que no tengo un hábito o rutina para ser más productiva, lo que sí que tengo es una conciencia absoluta de que en cada momento estoy haciendo lo que quiero hacer.

Para mí, mi hábito sería trabajarme a nivel personal y profesional, es decir tener mis mentores y psicólogos para poder crecer continuamente con otras personas que me están ayudando.
<>Ese sería mi hábito, no volverme solitaria, y seguir pidiendo ayuda a aquellos profesionales, mentores, psicólogos que trabajan mi parte emocional y mi parte profesional.

(16:36-17:00) Cuando me enfrento a un reto, yo…

¡soy muy positiva! Yo ya he ganado el partido, yo ya he ganado en la carrera, esa es la actitud en la que me muevo en un reto.

Luego obviamente me encuentro con las dificultades, y esas dificultades son las que me bajan a tierra y me hacen ser fuerte, pero mi mente cuando me enfrento a un reto es absolutamente positiva. Lo voy a conseguir, sino es que no me enfrento.

(17:00-17:32) Si pudiera volver a los comienzos de mi negocio, me diría a mi misma…

¡Tú puedes, lo vas a conseguir! Aunque parezca raro, después de 8 años querrás ser la persona que te estás imaginando, y este va a ser tu modo de vida el resto de tu vida. Así que más vale que lo hagas que lo hagas bien al principio, porque si no puedes acabar quemada.

Diviértete, disfruta el proceso, disfruta el camino, porque el resultado va a venir, y va a ser muy positivo.

(17:32-17:37) Una frase que me que inspira es…

“Sé el cambio que quieres ver en el mundo” Ghandi.

(18:00) El mejor consejo que me han dado es…

Las necesidades de una misma, las necesidades personales, no pueden ser el objetivo de manipulación de otras personas.

Cuidado con vuestras necesidades personales, cuidado con lo que queréis como una necesidad, porque vais a estar muy expuestas a las manipulaciones de otras personas.

Mi recurso (canal de Youtube/ página web/ libro/ podcast/ app) favorito es…

No tengo un recurso favorito, pero sí todo lo que tenga que ver con el emprendimiento social. Los podcast, las charlas TED, la forma en la que te puedes encontrar un libro maravilloso, las reuniones con la gente que están dentro de la economía Bcorps y del emprendimiento social ¡ese es mi recurso! Nutrirme de personas de una red, de una comunidad que me ayude a crecer a través de su aprendizaje.

Laura

Fundadora de Yo Emprendedora. Me apasiona todo el mundillo del emprendimiento y mi misión es ayudarte a perseguir tus sueños y sacar el máximo potencial a tus proyectos.